Regocíjate en Él


 
… yo me regocijaré en el Señor, ¡me alegraré en Dios, mi libertador!
—Habacuc 3:18

¡Se supone que los cristianos son personas felices! Nuestra generación se ha vuelto muy versada en la terminología cristiana, pero es descuidada en la práctica real de los principios y las enseñanzas de Cristo. Por lo tanto, nuestra mayor necesidad hoy no es más cristianismo, sino más cristianos verdaderos. El mundo puede protestar contra el cristianismo como institución, pero no existe un argumento convincente contra una persona que, mediante el Espíritu de Dios, ha sido conformada a la semejanza de Cristo. Tal persona es una reprimenda viviente al egoísmo, el racionalismo y el materialismo del día. Jesús le dijo a la mujer en el pozo de Jacob: «El que beba del agua que yo le daré no volverá a tener sed jamás». Esta mujer desilusionada y enferma con pecado era el símbolo de toda la raza. ¡Sus anhelos eran nuestros anhelos! ¡Su clamor profundo era nuestro clamor profundo! ¡Su desilusión era nuestra desilusión! ¡Su pecado era nuestro pecado! No obstante, ¡su salvador puede ser nuestro Salvador! ¡Su perdón puede ser nuestro perdón! ¡Su gozo puede ser nuestro gozo!

Read this devotion in English on BillyGraham.org.

Oración de hoy

Mi alma se goza en ti, mi Dios y mi Redentor.

1 Billy Graham Parkway, Charlotte, NC 28201

Número local: 704-401-2432

Llame sin costo: 888-345-9191